91-007-51-42

Puertas de garaje seccionales, correderas y abatibles, ¿cuál elegir?

El sistema de apertura del garaje que elijamos será determinante para un correcto funcionamiento del mismo y para garantizar la seguridad de todos los usuarios. Los principales modelos son puertas de garaje seccionales, correderas y abatibles. La cuestión es entonces ¿cuál elegir?

Observar el entorno

Para llevar a cabo una correcta elección del sistema de apertura de un garaje hay que comenzar por observar el entorno. Este es el que nos dirá qué tipo de puerta es la que mejor encaja con la situación y la que nos proporcionará mayores ventajas.

Entre los aspectos que tener en cuenta destaca el espacio disponible. Es decir, las dimensiones del hueco de la puerta y también el espacio interior del garaje, la situación de la rampa de acceso y el espacio exterior. La ubicación de la puerta en la fachada determinará si, por ejemplo, se puede instalar una puerta corredera o no.

Otra de las cuestiones que valorar es el volumen de tránsito. Si el garaje es particular será muy bajo, pero si está situado en una comunidad de vecinos o en unas oficinas la afluencia de vehículos será constante y habrá unas horas punta donde se intensifique el tráfico.  

Puertas seccionales

Una vez que se han observado las circunstancias generales, es el momento de analizar modelo por modelo para cada caso concreto. Por ejemplo, si estamos ante un garaje individual en una vivienda unifamiliar en la que hay poco espacio, las puertas de garaje seccionales son una buena elección.

Este modelo de puerta se caracteriza por necesitar poco espacio lateral. La hoja de la puerta se mueve hacia arriba, doblándose sección por sección y así deja los laterales libres para el paso del vehículo.

Puertas correderas

Este modelo de apertura es apropiado zonas que delimitan el perímetro de una finca. Al abrirse la puerta la hoja se desplaza al lado del muro. Por tanto necesita espacio al menos a uno de los lados, lo que descarta garajes pequeños.

Sin embargo, este tipo de puertas resulta muy práctica en garajes comunitarios donde permite realizar puertas grandes para que pasen dos vehículos a la vez.

Puertas abatibles

Este sistema de puertas, al igual que las puertas correderas necesita espacio. En este laco la hoja al abrirse se desplaza hacia adelante por lo que para garajes pequeños de tipo unifamiliar no resulta muy práctico.